El periódico Mi Región dio cuenta que el río por donde están bajando billetes de 50 mil pesos se llama Río Frío, ubicado entre los municipios de Bucarica y Paragüitas, en jurisdicción del departamento de Santander.

Este acontecimiento se supo gracias a uno de los areneros que extraía materiales de este río, quien mientras paleaba descubrió un billete flotando. Ese mismo día encontró cinco billetes, a partir de ahí la noticia se regó como ‘alma que lleva el diablo’.

Del domingo hacia acá decenas de personas se armaron de palos y redes para tratar de ‘pescar’ un billete que les solivie la difícil situación económica que muchos viven a diario.
Son tantas las personas que la policía del lugar se vio obligada a controlar la muchedumbre, por un lado para que no hagan un daño ambiental, y por el otro, para que no vayan a haber desórdenes de orden público, pues se pueden presentar peleas por los billetes.

Las autoridades, curiosos y vecinos del lugar todavía no se explican por qué bajan los billetes, unos dicen que fue una caleta que el agua descubrió, otros dicen que ese dinero es fruto de un hurto, mientras que también está la versión de que ese dinero era de un campesino.

Así como están las cosas, por el dinero descubierto hasta ahora, creen que dentro de poco dejarán de correr billetes de 50 mil y las cosas volverán a la normalidad en las aguas de Río Frío.